smartwatch para niños

A tener en cuenta

Antes de escoger un smartwatch para Navidad o para el cumpleaños, dedica un par de minutos a leer las recomendaciones que te damos a continuación para no errar en tu compra. Ten en cuenta diversos aspectos:

  • La pantalla. En cuanto al tamaño suele ser más grande que una esfera de un reloj tradicional y oscila entre 1 y 1,5 pulgadas para que el manejo resulte sencillo.
  • La correa. Los smartwatches infantiles tienen una línea moderna y deportiva. Suaves pero resistentes, como son el plástico ABS o la silicona. Encontrarás algunos con forma de pulsera o con ojales para ajustarlos a la medida de la muñeca.
  • Las funciones. Lee con atención todas las prestaciones que ofrecen y valora, entonces, las necesidades. Piensa si quieres un modelo que se asemeja a un juguete, u otro reloj más completo que sirva para la comunicación, como el smartwatch de SoyMomo o de Save Family. ¡Ojo!, los hay que combinan ambas.
  • La memoria. Los relojes infantiles suelen tener entre 32 y 256MB. Cuantos más megas, mayor capacidad de almacenamiento tendrá el dispositivo para las fotos, los vídeos y los juegos.
  • El control parental. Todos ellos llevan asociada una aplicación móvil a la que acceden los padres y a través de la cual se supervisa el tiempo de uso del smartwatch, la agenda o las alarmas, así como la opción de desactivarlo durante las horas de colegio. Sin duda, esta es una de las comodidades a tener en cuenta y que más valoran los especialistas.
  • La carga. Funcionan con una batería recargable a través de un cable con entrada mini USB (y que, por norma general, viene incluido); o bien con una pila de botón que suele tener una autonomía aproximada de un año.

Sin duda, los smartwatches junior se han convertido en los regalos estrella en fechas concretas, como en Navidad o la Comunión. Y es que son gadgets muy prácticos y sencillos en su manejo, con diseños modernos y adaptados a las últimas tendencias. Tus hijos les darán un buen rendimiento, por lo que el dinero quedará amortizado de sobra. La media ronda los 70 euros, pero los hay desde 30 y hasta 100 euros.

Las características y funciones de un reloj inteligente niños, no solo sirven para llevar el seguimiento de tu hijo. Pueden favorecer además, a que sea más productivo por sí mismo. Los relojes para niños contribuyen a planificar mejor su día y ejecutar esos planes de manera efectiva.

Al proporcionarles a los niños recordatorios sobre ciertas tareas o citas que deben completar, ellos también pueden tener los beneficios organizativos e informativos de usar un reloj inteligente, al igual que sus padres.

Y cuando se trata de la tecnología que dejas usar a tus hijos, la mayoría de los padres prefieren optar por el lado de la seguridad y la funcionalidad. Para satisfacer ambas necesidades, puedes considerar los relojes inteligentes para niños como una opción válida para que tu pequeño o pequeña acceda a la tecnología.